Los niños de los árboles

Los niños que vivían en la esquina al lado de la casa de la señora Manuela habían decidido montar un club secreto y celebrar sus reuniones en las altas copas de los árboles. Solo los pájaros podían ser conocedores de sus arduos planes. Sus padres les habían pillado tantas veces con las manos en la…

Vacaciones de Muerte

Soy adicta al trabajo, sí, me definiría como una especie en peligro de extinción. No puedo evitarlo, soy incapaz de disfrutar de la nada y me siento inútil sino estoy realizando mi cometido.  Pero los años pasan y el estrés aprieta, así que, haciendo caso omiso a mi naturaleza productiva, decidí que solo por este…

Verano interior

El mar no puede llegar más allá de la orilla. Al menos, si nada lo agita. Si el viento no anima. Las olas son devueltas una y otra vez al medio acuático. Confinadas en su espacio físico, no pueden rebasar la frontera infranqueable de lo geográfico. Como las olas, mi camino también se encontraba con…

Las últimas palabras de Bruno Alarcón

«Tenía la piel caliente como las lagartijas. Miré hacia abajo, agarrándome a la roca con los dedos de los pies, como si todo mi cuerpo me avisara de que saltar a ese agua fría era una estupidez. Con lo cómodo que se estaba arriba, moteado por la luz entre las ramas, tumbado sobre un lecho…